Un ataque contra la institución de la democracia debería preocuparles a todos: Bolivia es solo el último ejemplo.

Mi persona nacio en Bolivia en 1978, año en el que hubo golpe de Estado en la presidencia de Bolivia. A medida que iba creciendo senti que la instabilidad politica era una tradicion ya que los posteriores gobiernos (10 en 4 años) no hacian la excepcion.

El 10 de noviembre de 2019, el presidente de Bolivia, Evo Morales, fue derrocado por un amotinamiento de la oposición política, haciendo protestas nacionales, que pedían su renuncia y la capitulación de las fuerzas policiales y militares ante acontecimientos del descontento social. Evo y sus partidarios afirman que fue un golpe de Estado, pero la oposición dice que fue un amotinamiento contra un dictador.

Como sea que lo llames y como lo mires, los ataques a la institución de la democracia son muy claros: fraude electoral, manipulación de los tribunales, intervención militar y policial en asuntos políticos, corrupción en el gobierno, persecución política, y desprecio por el estado de derecho.

Para la gente de Bolivia, la situación actual es francamente peligrosa, sin mencionar que podría conducir a la inestabilidad de la región.

El país de Bolivia fue nombrado en honor a Simón Bolívar, quien liberó a América Latina del imperio español. Curiosamente, Bolivia fue la última región en ser liberada a pesar de que fue la primera en rebelarse contra el dominio colonial. Desafortunadamente, para Bolivia antes y después de su fundación de 1825, la inestabilidad política era la norma, de hecho hubo muchos golpes militares a lo largo de su historia.

Ante esta situacion me permito relatar un experiencia vivida. En 2009 me postulé para Diputado de la Asamblea General de Virginia, Estados Unidos. Mi campaña para Diputado comenzó a despegar después de asegurar la nominación del partido (Republican), las cosas iban bien o eso pensé porque el 28 de junio de 2009 descubrí a través de los medios de comunicación que un golpe militar había tomado Honduras.

El problema era que mi esposa y mis hijos pequeños habían viajado a Honduras unos días antes y ahora estaban atrapados en medio del caos político de ese país. Temí por su vida y me sentí tan impotente porque no había nada que pudiera hacer por ellos.

Después de ponerme en contacto con mi esposa me aseguré de que se mantuvieran a salvo. También les pedí que evitaran discutir mis actividades políticas con nadie porque podría ponerlas en peligro. Mis oraciones fueron respondidas días después cuando ellas regresaron a los Estados Unidos.

Honduras ha seguido teniendo aun más inestabilidad política un los ultimos 10 años y esto es lo que temo que pueda pasar a la gente de Bolivia.

Bolivia ha disfrutado de 14 años de estabilidad política bajo Evo Morales, quien ganó la presidencia en 2005, fue reelegido en 2009 y tambien en 2014 por una abrumadora mayoría. Bajo su liderazgo el partido MAS también aseguró mayorías en la Asamblea (Congreso). En varios aspectos Morales ciertamente merece crédito. La economía de Bolivia ha mejorado constantemente, la pobreza extrema ha disminuido, el racismo y la discriminación han disminuido, la infraestructura y los programas de asistencia social son populares, especialmente para le gente de bajos recursos.

Sin embargo, no todas las reformas fueron buenas para Bolivia. La reforma constitucional del 2007 permitió que el presidente de Bolivia fuera reelegido para un segundo mandato. Así que Evo se postuló y ganó la reelección en 2009. Luego Morales ganó un tercer mandato en 2014 y utilizo la corte consitucional (TCP) para validarse diciendo que técnicamente era su segundo mandato debido a la enmienda constitucional del 2007. Luego consiguió que la misma corte (TCP) lo deje postularse por otro período en 2019, esta vez la corte elimino límites de gestion. La manipulación de los tribunales para permanecer en el poder es un ataque a la democracia.

Pregunta: Fueron manipulados los tribunales y el sistema judicial por Morales para que el pudiera seguir en el poder?

El derrocamiento de Morales probablemente ya estaba en camino desde hace mucho tiempo y el informe preliminar de la OEA del 10 de noviembre de 2009 solo unifico en gran medida a la oposición. A pesar de que Morales inmediatamente convocó a nuevas elecciones, una resolucion politica ya no era posible.

Así que las protestas no se detuvieron y la policía Boliviana se sintió abrumada, mientras algunos en sus filas desertaron. Días antes, la fuerza militar Boliviana (FFAA) dijo que no se involucraría, pero luego el General Boliviano Kalisman le pidió a Morales que renunciara para mantener la paz y la estabilidad. Cuando la fuerza policial y militar dictan los términos, incluso bajo buenas intenciones, eso también es un ataque a la democracia.

Mas tarde el presidente de Bolivia, Evo Morales, y su vicepresidente, Álvaro Linares, renunciaron públicamente. La tercera en la línea para asumir la presidencia, la presidenta del Senado, Adriana Salvatierra, también renunció públicamente. El cuarto en linea de sucesion, el presidente de la Cámara de Diputados Victor Borda del partido MAS, declaró públicamente su renuncia nombrando incendio de su casa y el secuestro de su hermano.

La constitución Boliviana (CPE) no hace explícito quién es el próximo en la sucesión por lo que se creó un vacío de poder.

La Senadora Boliviana Jeanine Añez, una aliada de la oposición, se autodeclaro como presidenta interina de Bolivia. Añez y sus partidarios utilizaron la corte (TCP) para validar la legalidad de la presidencia interina de la Senadora Añez. Por cierto, esta es la misma corte que llamaron era la marioneta de Morales, quien se encuentra exiliado en Mexico.

El partido MAS, actualmente la mayoría en la Asamblea, no apoya al gobierno interino. Afirman que no han considerado la carta de renuncia de Morales legislativamente. No está claro si boicotearon o si se les impidió regresar a la Asamblea (Congreso) en los días previos a la autodeclaración de Añez.

Por lo tanto, surge la pregunta de si que este gobierno interino es legítimo. Me parece que la única forma en que la gente de Bolivia pueda tener fe en su gobierno denuevo y proteger su democracia es tener elecciones transparentes dentro de los 90 días como lo requiere su constitución.

Los Bolivianos necesitan un nuevo liderazgo que pueda estar a la altura de las circunstancias. Necesitan trabajar juntos, entablar un diálogo y encontrar un terreno común. Necesitan asegurarse de que las elecciones futuras sean transparentes y justas, establecer una comisión para investigar el fraude electoral y establecer una comisión para investigar si hubo un golpe de estado.

La comunidad internacional debería ser testigo de lo que sucedió en Bolivia y de lo que está por suceder allí porque la democracia está bajo asedio. Los medios de comunicación, especialmente los medios internacionales, deben continuar informando de los hechos desde todas las perspectivas.

Un ataque contra la institución de la democracia es un ataque al gobierno por y del pueblo, a sus libertades, sin importar dónde esto suceda.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s